Derriban parte de la discoteca «El Zeta» de La Manga

0
La discoteca
La discoteca "El Zeta", en la zona de El Vivero de La Manga del Mar Menor, parcialmente derribada. / JOSÉ LUIS DOMÍNGUEZ

Era un icono de La Manga y un lugar imprescindible del ambiente nocturno de todo el Mediterráneo, pero va a quedar irreconocible. La Demarcación de Costas ha obligado a derribar parte la discoteca El Zeta, como era conocida en tiempos recientes la histórica ZM-101, situado en la zona de El Vivero en La Manga del Mar Menor, que ocupaba zona de tránsito. Estos días varias palas han estado echando abajo las instalaciones que no se abrieron este verano después de más de dos décadas.

Fuentes empresariales achacan al cierre a las discrepancias existentes entre el inquilino del local, Marcos Martínez, propietario de otras discotecas en la Región como Teatre en Murcia, con el propietario de las instalaciones que es Francisco Celdrán, propietario también de Las Salinas de Marchamalo y grandes extensiones de terreno hasta cerca de Los Belones, entre otras cosas. Esas mismas fuentes señalan que Costas obliga a derribar las partes que ocupan la zona de tránsito como casetas, tarimas de madera, una barra, un vallado y una edificación que se usada como restaurante y que fue el inquilino quien la construyó.

Imágenes del derribo han corrido por las redes sociales y centenares de personas han mostrado “su pena” por el cierre de la discoteca, recordando las noches y las horas que habían pasado en este local de La Manga del Mar Menor. El centro de ocio ha acumulado multitud de denuncias vecinales a lo largo de los años por vecinos a los que les molestaban los ruidos y la gran afluencia de vehículos hasta bien entrada la madrugada, sobre todo en el verano. De hecho, varias sentencias judiciales suspendieron la actividad y los problemas con los responsables municipales han sido constantes a lo largo de los años.

El propietario de las instalaciones, Francisco Celdrán, negocia estos días con un empresario de la zona que está interesado en establecer otra zona de ocio. Ambas partes están esperando que finalice el actual contrato de alquiler, pero las posturas están cercanas y en los próximos meses se anunciará el proyecto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here