Pacto por el Mar Menor insiste en la inutilidad de los tanques de tormenta para proteger la laguna

0
Imagen del tanque de tormenta de Los Alcázares vertiendo al Mar Menor el agua retenida durante la tormenta del pasado día 15 de noviembre / PMM

La plataforma ciudadana Pacto por el Mar Menor ha mostrado «su extrañeza» ante el anuncio de nuevas construcciones de tanques de tormenta en Mar de Cristal, Islas Menores y Torre Pacheco «tan solo una semana después de que las lluvias que inundaron Los Alcázares y La Ribera demostraran la inutilidad de estas construcciones».

«Los tanques de tormenta -añade- son depósitos que se construyen en zonas urbanas e industriales y en sus inmediaciones con el fin de parar el primer golpe de agua de lluvia que es la más contaminada. Desgraciadamente en las riberas del Mar Menor no cumplen esta función debido a la gran cantidad de agua que suele caer en nuestra región en poco tiempo y a la gran cantidad de materiales que lleva y arrastra. Estas lluvias torrenciales llenan y desbordan estos depósitos en pocos minutos tal como se pudo comprobar el jueves 15 de noviembre en los que millones de litros de agua y tierras contaminadas llegaron a la laguna».

Según el grupo de coordinación de la Plataforma, en el entorno del Mar Menor los tanques de tormenta recogen, además de las aguas urbanas (calles, tejados, jardines, etc.), las aguas agrícolas, de ahí el color marrón de las avenidas. «Sin embargo, esta no es una finalidad para las que están diseñados, el arrastre de tierras de cultivo no ha de llegar a estos depósitos sino que ha de frenarse en origen con buenas prácticas agrícolas que eviten la erosión y el arrastre del suelo».

Pacto señala que existe otro problema añadido como es el que estas balsas tienen un almacenamiento limitado, por lo que hay que vaciarlas y limpiarlas de inmediato porque de lo contrario, entre otros efectos negativos, se produce una concentración y solubilización de metales pesados, que pueden volver a circular en el medio.

«Si no hay mantenimiento estas balsas no sirven para el cometido para el que fueron construidas y si hay mantenimiento hay gastos que muchos ayuntamientos no asumen».

«La inversión en estas infraestructuras son un gran reclamo para grandes empresas y su entramado político-administraciones como se ha puesto de manifiesto en el proyecto de Vertido Cero en el que la solución al grave problema del Mar Menor, según la Administración Regional pasa por la construcción de grandes infraestructuras de recogida de aguas, sin tener en cuenta las soluciones agrarias y de corrección hidrológico-forestal en origen, que es más que evidente actualmente».

Pacto por el Mar Menor finaliza su crítica al anuncio de la construcción de nuevos tanques de tormenta señalando que la declaración de la consejera portavoz, Noelia Arroyo, donde ha pedido a los grupos políticos que consigan el acuerdo necesario para cambiar la ley, y poder abordar con carácter de urgencia las actuaciones de los tanques de tormenta en el Mar Menor, «nos recuerda que no es la primera vez que nuestros gobernantes entienden la ley como un impedimento para lograr sus fines en vez de pensar en proteger el medio natural que nos da la vida».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here