Consenso en el Parlamento regional para aprobar la Ley de Senderos

0
Los portavoces de los cuatro grupos parlamentarios de la Asamblea Regional muestran la Ley de Senderos aprobada por la Asamblea Regional / DLM

El portavoz del grupo parlamentario socialista, Joaquín López Pagán, ha celebrado que en este final de legislatura haya espacio para el consenso «y haya sido posible que los cuatro grupos parlamentarios hayan suscrito de manera conjunta la Proposición de Ley de Senderos de la Región de Murcia” aprobada en la Asamblea Regional.

«Creemos que esta Ley es una excelente apuesta por el patrimonio cultural, ambiental y por el deporte”, ha destacado.

López Pagán destacó que dicha Proposición de Ley ha sido trabajada y participada con los distintos sectores a los que afecta: federaciones deportivas «muy interesadas en que este tema se regule, asociaciones y también en coordinación con los ayuntamientos. Se trata -indicó- que la Comunidad lidere la organización global de todos los senderos que hay en la Región».

El portavoz socialista añadió que “estos lugares son indispensables para que la ciudadanía disfrute de una buena calidad de vida en su tiempo de ocio y para que puedan apreciar el rico patrimonio cultural y posibilidades deportivas que tiene nuestra Región”.

Ordenar los senderos

Por su parte, el secretario general y portavoz parlamentario de Podemos, Óscar Urralburu, ha explicado que ante el crecimiento del número y extensión de los senderos señalizados en la Región de Murcia, esta ley «está destinada a clasificar y poner orden en los mismos».

Entre otras iniciativas, la ley contempla creación de la Red Murciana de Senderos (RMUS) y el Registro Murciano de Senderos de Uso Público (RAMUUP).

«La Región cuenta con un patrimonio inmenso de cientos de kilómetros que vertebran nuestro territorio, que vinculan pueblos y aldeas, que dan forma a nuestros espacios naturales protegidos. Son arterias de la historia. El senderismo ha experimentado un desarrollo muy importante y es una práctica deportiva y de acercamiento al medio rural y natural que merece respaldarse. Además de que constituyen un recurso formidable para el turismo rural, lo que equilibra nuestra costa con el interior”.

Urralburu afirma que con esta ley se da respuesta a una histórica aspiración de la Federación de Montañismo de la Región y sus 10.500 federados que reclaman que haya regulación para algo de tan sentido común como que los senderos “tengan homologada la señalización, se mantengan en buenas condiciones, se vigilen los elementos peligrosos y se cuide de la seguridad de sus usuarios”.

El objetivo, según Urralburu, es que se consideren los senderos como instalaciones deportivas y así la Comunidad Autónoma tenga la obligación de gestionarlos, cuidar la seguridad de los usuarios, que se mantengan en el tiempo y se lleven a cabo iniciativas para que no se deterioren y puedan caer en el olvido. Así como que haya sanciones, por parte de la policía, si se producen daños a las mismas.

Urralburu ha definido también la proposición de ley como un “mecanismo” para homologar el conjunto de actuaciones sobre los senderos. Una homologación que pasa por aunar “las formas de señalar, tener unas directrices de uso y hacer compatibles esos diferentes usos. Además, al clasificarlos como instalaciones deportivas aspiramos a que su gestión sea lo más eficaz posible”.

Óscar Urralburu ha dicho que un ejemplo práctico de la puesta en marcha de la ley puede darse cuando un Ayuntamiento, una iniciativa privada o una asociación quieren registrar un sendero. Estos se tienen que cernir a una serie de normas que estarían homologadas para el conjunto de la Región. Normas que salen de la Federación de Montaña, organismo que será el encargado de certificar y admitir en el registro que el sendero está bien señalado y mantenido. Si no es así, no conceder o retirar la condición de sendero”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here