Año 1938: La escuadra republicana hunde al “Baleares” frente a Cabo de Palos

0
A la izquierda, el crucero Baleares en puerto y dos instantáneas del bombardeo sufrido (diario ABC). A la derecha, titular de La Vanguardia, del día 12 de marzo / DLM

Así contaba el diario La Vanguardia el hundimiento del crucero Baleares, el buque insignia del ejército sublevado, en plena Guerra Civil en marzo de 1938:

“La noche, plácida y tranquila, espectadora excepcional de tan gran escena, ofreció las mil estrellas como testigos de la lucha.
Arreció el duelo artillero. Silbaron los primeros torpedos. En la carga de nuevos obuses los servidores van contando los segundos. Algo más de cuatro minutos y una enorme explosión hace que la orden de ‘alto el fuego’ paralice la labor de los artilleros republicanos. Los torpedos de los destructores habían hecho blanco: tras la explosión una gran llamarada iluminó la escena. Pudo verse entonces, cerca del buque incendiado, cuya silueta difumaban las llamas, al crucero faccioso ‘Almirante Cervera’. Otro barco, el buque insignia ‘Canarias’, seguía a toda marcha su rumbo. Ardía el ‘Baleares’.”

Y según el diario ABC…

“El resultado del combate naval librado frente al cabo Palos ha producido gran emoción en la opinión inglesa. Toda la Prensa se ocupa de él.
El ‘Daily Express’ dice que, hasta ayer, la Marina republicana no había jugado un papel brillante: pero ahora un destructor del Gobierno de la República ha logrado hundir a un gran crucero de los facciosos. El ‘News Chronicle’ dice que el triunfo de la flota leal constituye una gran pérdida para Franco.”

El intento por exprimir al máximo la victoria republicana hizo que, durante los días sucesivos, continuara exaltándose el hundimiento del buque. Por ejemplo, el 12 de marzo, el diario La Vanguardia (claramente a favor de la República) afirmaba :

“Por conducto fidedigno se conocen nuevos detalles del combate naval de Cabo de Palos.
Los destructores ingleses ‘Boreas’ y ‘Kempenfeld’ llegaron a las cuatro de la madrugada al lugar del combate, es decir, dos horas después de haberse librado éste y encontraron al ‘Baleares’ envuelto en llamas y hundiéndose lentamente. Ningún buque le prestaba auxilio. El ‘Canarias’ y el ‘Almirante Cervera’ habían huido, dejando abandonado al ‘Baleares, y sin intentar prestarle socorro. Horas después, ya en pleno día, aparecieron en el horizonte los citados cruceros rebeldes y cuando comprobaron la nacionalidad británica de los dos buques que se hallaban junto al ‘Baleares’, se aproximaron, pero sin decidirse a arriar los botes. El salvamento de los tripulantes del ‘Baleares’ continuaron haciéndolo exclusivamente los dos destructores ingleses. Al presentarse la aviación leal, el ‘Canarias’ y el ‘Almirante Cervera’ se pusieron de nuevo en fuga. El ‘Canarias’ alcanzado por una de las bombas de nuestros aeroplanos, sufrió averías en la popa, perdiendo una de sus cuatro hélices”.

Chiste aparecido en el suplemento semanal de humor de La Vanguardia relacionado con el hundimiento del ‘Baleares’. / DLM

El día 17 de marzo se concede la Placa Laureada de Madrid al jefe de la flota republicana causante del hundimiento del ‘Baleares’. Según el decreto promulgado por el Presidente de la República…

“Se concede la Placa Lureada de Madrid al capitán de corbeta don Luís González Ubieta, quien, como jefe de la Flota republicana y con ocasión del combate librado el día 6 del corriente mes cerca de Cabo Palos y en el que fue hundido el crucero faccioso ‘Baleares’, sin pérdida alguna en nuestras fuerzas navales, se ha hecho acreedor a tan alta distinción – Manuel Azaña – El ministro de Defensa Nacional, Indalecio Prieto”.

Evidentemente, la lectura que hizo el otro bando de lo sucedido cambiaba algo. Según el diario ABC del 22 de marzo:

“…la agresión no fue en combate, sino en asechanza tenebrosa, producto, sin duda, de algún espionaje en nuestra zona. A 70 millas y 15 grados del Cabo Palos, un torpedo disparado desde un barco criminal, abanderado en la traición marxista contra España vulneró la entraña viva del crucero inmortal.”

El hundimiento del ‘Baleares’ se convertió en un motivo de venganza continuamente espoleado desde el bando sublevado. De hecho, en el primer aniversario de su hundimiento, todavía la propaganda mostraba imágenes del barco y fotos de la agresión “roja” para arengar a las tropas.

Bajo el título “Vida y muertes gloriosas del ‘Baleares’”, Federico García Sánchez, cuenta cómo lanzó frente a Cabo de Palos, para conmemorar el aniversario del hundimiento, “…un brazado de flores, aunque conseguidas en el Argel de los franceses, rojas y amarillas, y un ejemplar de ‘Más vale volando’. Luego recé, no por ellos, sino a ellos, ‘Injuria a los mártires, quien pos su salvación implora’. Palabras de San Agustín.”

La trascendencia y el impacto que causó entre las filas franquistas el hundimiento del crucero lo tenemos reflejado en el tríptico de mármol obra de Capuz y colocado, en 1941 en el Museo Naval de Madrid, con la siguiente leyenda: “Crucero Baleares, símbolo de la Marina del Alzamiento e increíbles triunfos, finó alevosamente y por azar, hundiéndose entre llamaradas, pero la dotación aclamaba a España, mientras socorredores barcos británicos arriaban la bandera a media asta. VI de marzo de 1938. Cabo de Palos, El contraalmirante D. Manuel de Vierna, jefe de la Escuadra. Plana Mayor, Mandos, Cuerpos auxiliares y marineros, en su mayoría voluntarios, perecieron con la suma de DCCLXXXII desaparecidos. A nombre de uno de ellos, el timonel Luís Felipe García Sanchiz y Ferragut, se hace esta ofrenda, costeada con la edición de su epistolario de a bordo. Laus Dei.”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here